El Hospital Universitario Rey Juan Carlos celebra un taller sobre cáncer gástrico

El evento se ha desarrollado durante las jornadas “Rompiendo barreras en cáncer gástrico”. El Hospital Universitario Rey Juan Carlos celebra un taller sobre cáncer gástrico

El Hospital Universitario Rey Juan Carlos continúa apostando con la divulgación y difusión del conocimiento sanitario, está vez orientado para pacientes con cáncer gástrico y sometidos a cirugía. Durante el taller, los asistentes han podido resolver sus dudas sobre esta patología que, especialmente, ha abordado proceso de la enfermedad o a las posibles secuelas derivadas. La incertidumbre ante el futuro es una de las principales dificultades a las que se enfrentan los enfermos, por lo que, despejar sus dudas y explicarles con precisión que padecen puede ayudarles a afrontar con mayor fortaleza la enfermedad.

El Hospital Universitario Rey Juan Carlos celebra un taller sobre cáncer gástrico.
El Hospital Universitario Rey Juan Carlos celebra un taller sobre cáncer gástrico.

Para ello, el Hospital Universitario Rey Juan Carlos, contando con la colaboración de la Asociación Contra el Cáncer Gástrico y Gastrectomizados (ACCGG), ha reunido a un equipo multidisciplinar compuesto por expertos de todas las especialidades implicadas en su abordaje (gastroenterólogos, cirujanos, oncólogos…), así como especialistas de otros ámbitos para el tratamiento de las secuelas, como la Unidad de Dolor, Psico-oncología o Nutrición. El diagnóstico y el tratamiento de esta patología han sido los enfoques generales del comité multidisciplinar participante en el taller.

¿Qué es el cáncer gástrico?

En términos generales, el cáncer gástricos consiste en la proliferación descontrolada de células de la mucosa gástrica, que forma una masa invadiendo las capas de la pared del estómago, y puede ocasionar problemas obstructivos en la cámara gástrica. En estados más avanzados, las células cancerosas pueden llegar a escapar del entorno del tumor primario y migrar hacia otros órganos, primero los ganglios linfáticos regionales, y luego originando las metástasis a distancia. “Los tumores precoces pueden ser tratados con resección local; sin embargo, en casos más avanzados, pero sin metástasis a distancia, la estrategia terapéutica óptima es la administración de quimioterapia antes de la intervención, y luego realizar la cirugía con criterio oncológico”, ha explicado la Dra. Brezo Martínez Amores, jefa del Servicio de Oncología Médica del hospital mostoleño, sobre el tratamiento óptimo para esta enfermedad.

Los síntomas habituales de esta patología pueden ser el dolor de estómago, ardor, náuseas o exceso de gases y, según la Dra. Brezo es importante consultarlos con el médico de Atención Primaria. Una vida activa, mantener el peso normal, una dieta rica en fibras, fruta y verduras o evitar el consumo de alcohol y tabaco, son hábitos que pueden ayudar a prevenir la enfermedad. En pacientes de riesgo, la doctora añade que “es importante realizar las gastroscopias de cribado en familiares sanos para favorecer una detección precoz de la enfermedad cuando nos encontramos en familias con cánceres hereditarios”.

La jefa asociada Unidad del Dolor del Rey Juan Carlos, la Dra. María Cruz Baquero, intervino en la ponencia para abordar cómo paliar el dolor en estos pacientes. El tratamiento dolor “puede hacerse con diversos fármacos (analgésicos no opioides y analgésicos opioides), técnicas intervencionistas (bloqueos o radiofrecuencia) y técnicas que, asociadas a otros tratamientos, pueden favorecer el control del dolor (Fisioterapia o Psicología)”, aclaró la doctora. El hospital mostoleño dispone de técnicas intervencionistas que pueden mejorar considerablemente el dolor, para reducir así la necesidad de tratamiento con opioides, y los riesgos derivados.

Abordarlo desde una perspectiva multidisciplinar

“Para abordar correctamente esta enfermedad, la coordinación entre todos los servicios resulta esencial. Por ello, desde el Hospital Universitario Rey Juan Carlos se facilita una prehabilitación antes de la intervención que incluye la optimización nutricional y el fomento de la actividad física”, ha afirmado el Dr. Manuel Durán Poveda, jefe del Servicio de Cirugía General y del Aparato Digestivo del centro hospitalario. De esta forma, el paciente recibe los protocolos de la recuperación intensificada o acelerada después de pasar por el quirófano, lo que rebaja el estrés quirúrgico y facilita su recuperación. “Los pacientes se enfrentan durante el proceso a la incertidumbre de su futuro, aun en casos operables. Por esta razón, todos los pacientes que padecen un cáncer gástrico son evaluados desde un comité multidisciplinar de tumores digestivos, que les ofrece el mejor diagnóstico.”, señala el Dr. Durán.

*Queda terminantemente prohibido el uso o distribución sin previo consentimiento del texto o de las imágenes que aparecen en este artículo.

Si tienes una empresa y quieres anunciarte en mostoleshoy.com, pulsa aquí para saber cómo puedes hacerlo.

Sigue al minuto todas las noticias de Móstoles a través del canal de Telegram de mostoleshoy.com. Suscríbete gratis haciendo clic aquí

Sigue a mostoleshoy.com en TwitterInstagram y Facebook.

La actualidad de Móstoles en mostoleshoy.com